30.5 C
Mazatlán
viernes, 12 julio, 2024

InicioDestacadasEl Cheo, testigo indirecto de la historia de Mazatlán en 45 años...

El Cheo, testigo indirecto de la historia de Mazatlán en 45 años de trabajar en bares y cantinas

Por Ing. Arcadio Madera Sarmiento

Mazatlán Sinaloa, 12 de junio del 2024.- Distinguidos lectores de las páginas cibernéticas, de RN: un gran saludo para todos.

En esta ocasión presentamos a otra leyenda viviente, un personaje muy conocido en el ambiente bohemio, ya legendario en el servicio de los bares, casi todos estos centros sagrados, bares de categoría.

Nos referimos a Francisco Eliseo Córdova Medina, mejor conocido en el ambiente bohemio como “Cheo», al que ingreso como mesero antes de cumplir los 20 años de edad, hace aproximadamente 45 años.

Nació en Durango, un 14 de junio de 1960. Sus papás fueron don Francisco Córdova Sánchez y su mamá Paula Medina Saldaña. Contrajo matrimonio el 14 de julio de hace 44 años y es padre de cuatro hijos. Por su cumpleaños y por el aniversario de bodas le adelantamos dos veces Las Mañanitas.

Durante mucho tiempo Cheo fue mesero. Nos cuenta que fue hasta en 1983 cuando inició como cantinero en el bar Son Sin, luego en Edgars Bar, en el Pau Pau y en El Barrilito. Fue también jefe del servicio en «La Botana».

Este trabajo le ha permitido conocer a varias y diferentes personalidades de todos los niveles sociales, principalmente de los gremios político, periodístico y cultural, algunos de quienes ya se nos adelantaron en el camino.

Nos imaginamos que Cheo convivió con muchos de ellos, quienes les contaban sus cuitas. En ocasiones, por alguna razón, tal cual si estuviera en el confesionario, les aconsejaba: “sí, ándale, cuéntame todas tus penas” y les ayudaba a bajarlas con una copa. A la mejor algunos le lloraron en el hombro.

Francisco Eliseo dijo alguna vez al periodista historiador José Rubén Romero:

“Aquí en este oficio se ve de todo y se conoce a todo tipo y clase de gente, desde borrachos pleitistas, enfadosos y malas pagas hasta personas muy atentas, finas y hasta del medio artístico y político y en mis casi 45 años de trabajador de bares y cantinas he sido testigo de muchas cosas de la historia de Mazatlán en los diferentes bares que he trabajado”.

Eliseo es un hombre muy respetuoso. Se ha ganado el aprecio de los parroquianos, igual que sus compañeros de oficio, Arturo y Francisco. Actualmente labora en uno de los bares clásicos del centro de Mazatlán, como lo es el Club 21.

Cheo: ¡Muchas felicidades en tu día 14 de junio, y salud!

¡Hasta pronto, amigos!

- Publicate Aquí -
NOTAS RELACIONADAS
- Anunciate Aquí -

Notas Populares

Ultimos Comentarios